Mi único proceso es traer las vacunas a México; responde Ebrard a Muñoz Ledo Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Mi único proceso es traer las vacunas a México; responde Ebrard a Muñoz Ledo

Previemente, Muñoz Ledo aseguró que si llega a la presidencia de Morena solicitará a Ebrard que abandone la militancia de ese partido porque tiene prisa de convertirse en presidente de la República.

Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores. | FOTO:Cortesía.

ESPECIAL.- El Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, aseguró que el único proceso en el que está involucrado es el de conseguir la vacuna contra el COVID-19 a México y no está impulsando a ningún candidato para ocupar la dirigencia de Morena.

TE RECOMENDAMOS: Integrantes de FRENAAA durmieron en hoteles de Reforma, reconoce manifestante

El único proceso en el que yo estoy involucrado es este que acabo de presentes que es cómo traer a México rápidamente las vacunas que es lo que me ha instruido el señor presidente, no estoy en otro proceso de ninguna otra naturaleza, esa es mi preocupación y mi dedicación
señaló.

En la conferencia mañanera de Palacio Nacional, el canciller dijo que las convicciones de su trabajo son una vacuna contra la mezquindad y la calumnia luego de que Porfirio Muñoz Ledo amagara con expulsarlo del partido si llega a la presidente del comité ejecutivo del partido.

Le diría yo termino con esto, si se me permite el símil, desde que entramos a este gobierno, nos dijo el señor presidente ustedes necesitan tener convicción para estar aquí, el que no tenga convicción no acepte, no es bienvenido no debe de estar aquí, quien no tenga las convicciones que nos animan y eso opera como una vacuna contra la mezquindad y la calumnia. No nos distraemos y es lo que nos ha pedido el presidente
agregó.

Y es que Muñoz Ledo, aseguró en una entrevista que si llega a la presidencia de Morena solicitará a Ebrard que abandone la militancia de ese partido porque tiene prisa de convertirse en presidente de la república.

Días después, dijo que no se trató de una amenaza para el canciller sino de una advertencia porque “así lo haré implacablemente, aunque me muera ese día”

fr