Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

El villano de la Juventus se llama, Leonardo Bonucci

Con un autogol en los últimos minutos, los de Turín no aseguran su pase a Octavos de Final de la UCL

mediotiempo

CIUDAD DE MÉXICO – La Juventus de Turín perdió 2-1 ante el conjunto del Manchester United en el partido de la Champions League. El equipo inglés pudo remontar el marcador para salir victorioso de Italia.

TE RECOMENDAMOS: Futbol al Día - 07 de Noviembre 2018

El villano del partido fue Bonucci, quien marcó un autogol y con dicho tanto los de La Vecchia Signora ponen en duda su pase a los Ocatavos de Final de la UCL.

La noche parecía mágica para los de la Juve que dominaron el primer tiempo con jerarquía de ser local. Las jugadas de gol se fueron dando poco a poco, fue entonces cuando los de Turín avisaron que iban con todo para poder abrir el marcador.

El colombiano Cuadrado, siempre estuvo buscando a CR7 y a Dybala, dos delanteros que se encontraban al acecho para poder marcar un tanto, afortunadamente para los Red Devils, el portero español, De Gea, sería quien se encargaría de poner alto al portugués y al argentino.

El medio tiempo comenzó, Bonucci se ponía la playera de mago y con una jugada de ensueño, el italiano, le pegó al balón desde la media cancha, el esférico se elevó hasta llegar al área de los ´Diablos´, pero justo yantes de tocar el suelo, el pie derecho de Cristiano Ronaldo le pego un tiro que fue directo a la portería de los del Manchester, De Gea no pudo hacer nada.

La noche en Italia se encobijaba con la magia y calidad del astro portugués, al parecer los de Italia amarrarían su pase, en el peor de los escenarios, tendría que empatar para poder pasar como primero.

Pero los del Manchester United sacaron la fortaleza mental, teniendo de técnico a José Mourinho las ganas emergen por si solas.

Con apenas 10 minutos, Juan Mata, ex del Real Madrid, logró anotar el 1-1, con esto, los de Inglaterra recobraban vida.

Algo extraño les ocurrió a los de la Juventus, pues ni con la calidad de Dybala y la magia de Cristiano Ronaldo, se pudo evitar el error garrafal de Bonucci, quien pasó de crack a villano con su autogol que marcaba el 2-1 definitivo.

CA