user-icon user-icon
  • Clima
    • Puebla 11ºC 10ºC Min. 20ºC Máx.
    • Passing clouds
    • Próximos 5 días
      • Martes
      • 10º / 20º
      • Passing clouds
      • Miércoles
      • 6º / 19º
      • Passing clouds
      • Jueves
      • 4º / 18º
      • Passing clouds
      • Viernes
      • 4º / 18º
      • Passing clouds
      • Sábado
      • 6º / 19º
      • Passing clouds
    • Pronóstico en video Jessica de Luna nos da el pronóstico del tiempo en Puebla para este lunes 05 de diciembre de 2022.
    • Jessica de Luna nos da el pronóstico del tiempo en Puebla para este lunes 05 de diciembre de 2022.
      • Video
      • media-content

Los hornos siguen encendidos, pero la alfarería podría desaparecer del Barrio de la Luz en Puebla

El oficio de tradición va perdiendo fuerza entre las nuevas generaciones, que han tenido la oportunidad de estudiar y, trabajar en alfarería, no les resulta atractivo por la escasa remuneración.

Alfredo Fernández Puebla /

La alfarería en Puebla es un oficio de vocación que data del siglo XVI y que para algunas familias ha sido un trabajo que ha ido de generación en generación, pero en los tiempos actuales, esta tradición podría desaparecer, ya que las persona más jóvenes muestran poco interés en continuar haciendo estos trabajos. 

Los primeros hornos para la alfarería se instalaron en el Barrio de la Luz, uno de los sitios más emblemáticos de la ciudad Puebla; ahí se instalaron los primeros hornos, y se hizo conectividad con la Puebla hispana e indígena.

Genero López empezó a jugar con el barro desde que tenía 5 años de edad -según lo recordó-, tiempo en el que comenzó a aprender a trabajar con el material y poco a poco, se relacionó con los procesos de la alfarería. Fue su papá quien le enseñó a amasar, utilizar los tornos, conocer la continuación del secado, armado y los tiempos empleados en los hornos. 


Gracias a este aprendizaje, por más de 50 años, se ha dedicado a la elaboración y venta de sahumerios, cacerolas y candelabros. 

"Le da a nuestras familias el sustento, pero no le da como tal una garantía de vivir ampliamente y cómodamente. Es un oficio que no te va a dejar morir, te da para comer, pero no da para más. En lo personal lo quiero mucho, lo ejecuto porque ha sacado mi vida adelante, la vida de mis hijos, de mi familia, pero para ellos ya no es tan redituable como para nosotros."

Genaro intentó que el oficio continuara heredandose en futuras generaciones, pero ahora, sus hijos tuvieron la oportunidad de estudiar una licenciatura y ejercen el oficio no por necesidad, sino para preservar la tradición que por negocio.


Proceso de alfarería 

El proceso inicia con la recepción del barro que se trae desde el municipio de Amozoc: la materia prima se recibe en grandes trozos como piedras, mismas que son fragmentados en piezas de menor tamaño; con el polvo y grava se forma una especie de cacerola y al centro se deja remojando durante una noche para que cambie a un estado maleable.

El segundo paso es la producción que tiene duración de varios días; en este paso las piezas de menor tamaño (como cazuelas o juguetes) se quedan expuestas al sol durante un día y luego son esmaltados para poner a secar algunas horas más.

Posteriormente, las piezas pasan al horneado, algunas requieren de dos a tres repeticiones de este proceso, pero todo depende del producto y su terminado. 

Cabe destacar que el horno con el que cuenta esta sociedad de artesanos tiene más de 300 años, por lo que es el más antiguo en Puebla, pese a que ha presentado cambios y fenómenos naturales, pero funciona gracias al mantenimiento constante.



Con el paso del tiempo el taller se ha visto amenazado por distintas circunstancias, una de ellas fue cuando el predio donde laboran los artesanos entró en una querella legal, ya que el dueño falleció y no dejó herederos; sin embargo, en cumplimiento a la voluntad del propietario finado, continuó la tradición alfarera.

Otro momento crítico fue la pandemia del covid-19, ya que el confinamiento social orilló a los artesanos endeudarse. Después de dos años, apenas comienzan a saldarse. 

Trabajan los 365 días del año

Durante todo el año, la familia de Genaro López elabora cazuelas de distintos tamaños, produce y almacena los candelabros y sahumerios con el objetivo de abastecer a los poblanos durante la temporada de Día de Muertos.

Al concluir estas fiestas, su familia guarda un fondo para sobrellevar los meses de bajas ventas por lo que invitó a los poblanos a preservar las tradiciones y visitarlos para comercializar sus productos en el Barrio de La Luz, en la avenida Palafox y Mendoza 1403, en la ciudad de Puebla




  • Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de TELEDIARIO; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
  • t-icon
Lo último